Tag Archives: sangría de diseño

  • Botellas de sangría originales.

    La sangría no es para el verano

    CompartirShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on Twitter

    La clásica bebida estival triunfa en cualquier estación gracias a los últimos lanzamientos con botellas originales.

     

    Sangría y diseño van juntos en una misión: desestacionalizar esta bebida tan veraniega. Algo que sin duda ya se ha conseguido. Algunos ejemplos están en esta colección de botellas de vidrio que llaman la atención por su creatividad. Unas tienden hacia el vintage. Otras optan por la más rabiosa vanguardia. Todas enamoran a primera vista y dan ganas de abrirlas. ¿Para qué resistirse?

    sangría y diseño Fresquita

    La Fresquita, en sus dos variedades (Clarea y Zurra) y con esa etiqueta a cuadros que resulta inconfundible.

     

    La última en sumarse en el nuevo culto a la sangría es Bodegas Yzaguirre. El nombre no puede ser más evocador: La Fresquita. Hecha de uva tempranillo e ingredientes naturales, puede disfrutarse en dos variedades: Clarea y Zurra. En cuanto a su presentación, resulta muy reconocible por su etiqueta a cuadros, en homenaje a los manteles de papel que se ponen en las mesas de los chiringuitos, o que se utilizan en los picnics. Su aire setentero nos recuerda los veranos de la infancia. Desde luego, la estética retro sigue siendo tendencia.

     

    Sangría y diseño

    Seguro que ya conocías Borriquito. Refrescante y cítrica, utiliza la imagen de un animal de trabajo en modo vacacional para distinguirse a primera vista. Y no cabe duda de que lo consigue.

    sangría y diseño borriquito

    Borriquito apuesta por la diversión y la fantasía en su packaging.

     

    Este cóctel de vino de Murviedro es de baja graduación, fresco y juvenil. Invita a relajarse y a paladearlo en la playa. Pero no hay por qué reservarla para el calor, ya que entra estupendamente tras un paseo por la nieve o durante una reunión con amigos al amor de la chimenea. La divertida imagen de este envase de sangría y diseño ha merecido el premio CLAP al mejor packaging.

     

     

    sangría y diseño Biba

    El color es el protagonista del look de las botellas de la colección Biba.

    El look de Biba se debe a Estudio Versus. Todas las botellas que integran la colección de cócteles de vino Biba se identifican por una explosión de color monocromo. Cada envase está protagonizado por manchas de rojo, azul o verde, sobre blanco. La etiqueta desprende una alegría contagiosa que refleja el frescor de su contenido, afrutado, especiado y frizzante.

     

    Sangría extranjera, oh, yeah!

    sangría y diseño turning

    Turning Point es la sangría de Turning Point Wines, elaborada en India, nada menos.

    En el extranjero se han armado de valor y producen esta deliciosa bebida. Un ejemplo es Turning Point Sangria (India). Armado con un packaging de la agencia RGD, se presenta en dos sabores.

    Los responsables de su look buscaban optimizar el agarre de los envases y dotarlos de una imagen gráfica potente, que llevase la sangría a un público joven y a espacios informales. Los colores vivos y lo intrincado de su diseño en la etiqueta están concebidos para cautivar a los consumidores de tal modo que deseen reutilizar las botellas.

    Y si te hemos convencido hasta el punto de que quieres ver más propuestas de sangría original, ¡aquí no te van a faltar ideas!

     

     

  • La sangría typical Spanish es moderna

    CompartirShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on Twitter

    Sangría moderna que se presenta en envases de diseño “retro”.

    No entendemos las vacaciones estivales sin esta bebida típicamente española. Por eso, es una buena idea tirar de nostalgia y homenajear los veranos juveniles de la generación que ahora mismo lleva la batuta para relanzar la sangría. Hablamos de aquellos que eran adolescentes o veinteañeros entre los 60 y los 70 y que empezaban a disfrutar por esa época de esta mezcla compuesta, principlamente, por vino, frutas y azúcar. Dos marcas experimentan con sus formatos para ponerla al día, mirando atrás.

    sangría moderna La Sueca

    La Sueca es una sangría artesanal y de diseño en un formato que rinde homenaje a los guateques y el cartelismo de los años 70.

    La Sueca, sangría moderna, tinta y artesana de Democratic Wines, busca retroceder en el tiempo hasta los años 70, la década del destape, del libertinaje y del primer amor. Todo se debe a los esfuerzos de sus responsables, los hermanos Arambarri (de Vintae) y los Virgili (Casa Berger), que están unidos en un proyecto común: dejar claro lo mucho que mola el vino y cuánto se puede innovar con su packaging, con un espíritu gamberro. No hay más que recordar el tremendo El Bandarra, aquel vino que te insultaba en catalán. Y ahora, he aquí el último ejemplo de su trabajo. Una botella llena de color y simpatía, en cuya serigrafía está el espíritu de un verano en Benidorm, entre guateques, coches atestados de familias y mucha playa. Además, este envase es reutilizable. Reciclar también es tendencia.

    vino moderno y sangría moderna Democratic Wines

    El espíritu de Democratic Wines, autores de La Sueca, llena de diversión y gamberradas el mundo del vino.

    Se prepara con vino fresco y afrutado de garnacha y tempranillo, macerado con extractos naturales. Éstos son de zumo de naranja, limón, canela, melocotón, albaricoque, lima y otros frutos rojos durante varias semanas. Posteriormente se le añade néctar de mosto natural.

     

    Sangría moderna, también en tarro

    sangría moderna en tarro Santabela

    Santabela propone disfrutar de una sangría moderna en tarro de vidrio.

    Innovar también es buscar lo insólito en costumbres del pasado. ¿Beber en tarro de vidrio? ¡Claro que sí! Es la propuesta de Santabela. Ésta es la única marca de nuestro país que elabora la sangría (tinta y clara) macerando fruta fresca de gran calidad en vinos seleccionados. Y además, también es la primera que se atreve a jugar con este formato para paladearla. Se trata de un modelo en vidrio de 250 ml. Ofrece la ventaja de poder añadir hielo y agitarlo como si fuese una coctelera. Y, por supuesto, puedes conservarlo y utilizarlo una y otra vez.