Tag Archives: Lujo

  • El problema de la imagen del vino español en los mercados de lujo

    CompartirShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on Twitter

    Los productos de alta gama europeos son los más deseados entre los amantes del lujo. En 2013, facturaron una cifra de 547.000 millones de euros -que equivale al 70% del mercado mundial- según European Cultural and Creative Industries Alliance (ECCIA). Sorprendentemente, el papel de los vinos es escaso dejando aparte la aportación de los champagnes, y mucho menor en el caso de los caldos españoles. ¿Cuál es el panorama de los mercados de lujo en nuestro país y cómo se podría reforzar la imagen de nuestros vinos internacionalmente? Recogemos las conclusiones que Carlos Falcó, bodeguero y presidente del Círculo Fortuny, proporciona en una entrevista a Mercados del Vino y la Distribución.

    vino y diamantes

    Por un lado, hay que tener en cuenta que “el vino es el tercer sector más importante de los productos de lujo. En el sector de vinos y destilados, el vino ocupa el 80% de las ventas, gracias al champagne, que factura tanto como todo el vino español”. En cuanto a España, “está muy bien equipada para hacer grandes vinos de calidad, pero lo que no puede ser es que este país siga exportando el 50% de su producción a granel. El granel tira hacia abajo su imagen como productor de vino”. Para el bodeguero, “los vinos de lujo para España son una cuestión estratégica, porque cambian la imagen del país. En el vino, como en cualquier producto de calidad, el componente de imagen es fundamental”. En su análisis, destaca que “en España tenemos un mercado más difícil para el sector de alta gama, pero recordemos que el 50% de la alta gama europea se vende fuera y en las tiendas de lujo”, siendo los principales consumidores las nuevas clases medias emergentes extranjeras.

    Como solución a lo expuesto, Falcó propone “acabar con el granel en 10 años, un plan que debería ser absolutamente prioritario para España. Un país de primer mundo no puede exportar materias primas sin elaborar, sin etiquetar y sin marca. Europa tiene competir en la excelencia”. Y es que tenemos un gran producto que se merece, principalmente, un packaging a su altura. Algo que los principales productores empiezan a tener en cuenta.