El diseño en los envases de vidrio

CompartirShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on Twitter

En un mundo lleno de competencia, el envase de vidrio tiene la función de, además de conservar los alimentos guardados en su interior, llamar la atención del comprador. Es un elemento esencial de la identidad de marca y debe tener un gran poder seductor. Son varias las formas que tienen los vendedores de dotar de personalidad un envase de vidrio y hacerlo identificable para el consumidor, aportándole valor añadido a través de color, la forma y la decoración.

BotellasVidrio

El diseño en envases de vidrio no es reciente. Ya en el antiguo Egipto, los fabricantes de vidrio producían un material claro, que contenía sílice pura, y que coloreaban de azul y verde. En la Antigüedad, y antes del descubrimiento del vidrio soplado, se utilizaban ya diversos métodos para moldear y ornamentar los objetos de vidrio coloreado. Algunos recipientes eran tallados en bloques macizos de cristal; en otros se utilizaban moldes para hacer incrustaciones; se realizaban diseños de gran complejidad mediante la técnica del mosaico, etc.

Sin embargo, la mayor parte técnicas decorativas en vidrio conocidas hoy en día fueron inventadas por los artesanos del Imperio Romano que ya trabajan con vidrio soplado. Estas técnicas fueron evolucionando hasta el siglo XIX, cuando tuvieron lugar los grandes avances tecnológicos que permitieron redescubrir y adaptar los métodos antiguos.

Hoy en día, existen diversas técnicas de diseño de packaging que pueden dotar de personalidad a una botella o envase de vidrio: el color, la serigrafía, el grabado o el etiquetado. El color aporta personalidad y carácter al producto: azules, verdes, ámbares, cristalinos… Refuerza la imagen de marca y mejora la identificación del producto.

EnvasesVidrio

La serigrafía es la reproducción de tipografías e imágenes sobre cualquier material, en este caso vidrio. Aporta un detalle refinado al packaging, que permite realizar decoraciones diversas que refuerzan todavía más la imagen de marca.

El grabado es una técnica de personalización del envase a través de la integración de gráficos, texturas o imágenes en el vidrio. Puede resaltar características gráficas estratégicas, como logotipos o información destacada.

Por último, el etiquetado es esencial para transmitir al consumidor información sobre el producto. Las etiquetas pueden ser de diversas formas: grandes o pequeñas, alargadas o rectangulares, cuadradas o redondeadas… Ofrecen amplias posibilidades de diseño y facilitan el reconocimiento del producto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.