Cervezas artesanales con sabor y diseño

CompartirShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on Twitter

Es indiscutible: la cerveza artesanal está en pleno auge. Nunca se había sabido de tantos pequeños elaboradores que consiguen encandilar a los amantes del lúpulo con sus productos naturales y sanos. Las grandes marcas, claro, no quieren quedarse fuera de juego, y ahí está Anheuser-Busch InBev, el mayor fabricante de cerveza en Estados Unidos, que ha alcanzado un acuerdo para comprar Blue Point Brewing Company, una microcervecería neoyorquina; o Molson Coors Brewing Company, que ha lanzado sus propias cervezas artesanales. Ahora, Mahou rinde homenaje a su fundador con su nueva Colección de Cervezas Especiales Casimiro Mahou, de clara inspiración artesanal.

Foto1

Son bebidas de alta gama con una presentación de lo más esmerada. La empresa vidriera Verallia rescata la botella original, dándole más altura, para vestir las cuatro variedades que reciben el nombre de otras tantas calles de Madrid: Maravillas, Marcenado, Jacometrezo y Amaniel. Unas vías que jugaron un papel importante en la vida de Casimiro Mahou, y cuya imagen en tiempos pasados decora las etiquetas. No acaba ahí la cosa: además, cada una cuenta con un vaso creada expresamente para su consumo, lo que permite apreciar todas sus cualidades. Así lo comprobarán los clientes de los 50 establecimientos especializados donde ya se comercializan.

Hablar aquí de diseño no es ninguna casualidad, ya que se trata de uno de los grandes valores de la cerveza artesanal. Hasta hace poco, las etiquetas “típicas” sus envases estaban muy ligadas al estilo gráfico europeo, rico en tipografías góticas, escudos heráldicos y medallas. En suma, un estilo muy medieval. Pero esto está cambiando, ya que los elaboradores se han dado cuenta de que han de transmitir que sus productos, auténticos y naturales, implican una gran dedicación, un cuidado especial a lo largo de todo el proceso de fabricación hasta que llegan a manos del consumidor. Es decir, que son únicos. Por lo tanto, hay que desmarcarse y demostrarlo empezando por la botella de vidrio. Y ¿cómo lo hacen algunas marcas para destacar en el lineal? Por ejemplo, poniéndoles una corbata a sus cervezas, como la estadounidense Dapper, una English Brown Ale atractiva y varonil.

Foto2

O decorándolas con criaturas y elementos marinos, como Agua Mala, de Ensenada (Baja California), en atención a los pintorescos nombres de sus variedades: Astillero, Mantarraya, Mako, Sirena, Serpiente Marina…

Foto3

Foto4

Foto5

William Street (Ontario, Canadá) también es de motivos marítimos, con personajes creados por la agencia Luke Despatie & The Design Firm que buscan captar la excentricidad de los marineros del pueblo de Cobourg (donde se encuentra la fábrica de la marca).

Foto6

Los cuentos populares también son una gran inspiración. Aquí está la Cerveza Grimm Brothers Brewhouse, con escenas de Caperucita Roja o Blancanieves, sazonadas con detalles inesperados, cortesía de diseño del estudio estadounidense The Collective Tenfold.

Foto7

Otra española, Dolina, nada menos que la primera cerveza artesanal hecha en Burgos. La creatividad de su original packaging se basa en los yacimientos de Atapuerca, con la firma del conocido estudio Moruba. Las etiquetas invitan al consumidor a jugar: rasca sobre ellas y descubrirás una sorpresa “enterrada” debajo. Lo dicho, todo un hallazgo.

Foto8

Y si quieres investigar más, te dejamos algunas pistas en forma de interesantes sites, como son Graffica y Packaging Énfasis. ¡Buen provecho!

Posted in:

Un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.