Bodegas concienciadas

CompartirShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on Twitter

Las bodegas empiezan a concienciarse sobre la importancia de reducir el impacto de su actividad en el medio ambiente. El pionero es el Grupo Matarromera, que acaba de convertirse en el primer grupo bodeguero español que obtiene la certificación por AENOR del cálculo de la huella de carbono en algunos de los vinos que produce. Es el caso de Matarromera Crianza, Emina Verdejo y Emina 12 Meses.

BodegasConcienciadas1

La empresa ha indicado que esta acción se debe a varios motivos: su deseo de ser neutra en carbono; la responsabilidad social empresarial; el objetivo de mejorar su imagen frente a consumidores e inversores y, finalmente, destacar sobre la competencia. Otras maneras en que esta concienciación se hace patente son la compra de botellas ligeras y sostenibles y la inclusión de información en sus etiquetas sobre las iniciativas que la bodega lleva a cabo de cara al cambio climático.

BodegasConcienciadas2Fuentes del Grupo Matarromera señalan que “en España, la concienciación sobre el tema es aún bastante escasa”. Por eso, añaden que “conocer el cálculo de nuestra huella de carbono nos aporta una ventaja competitiva frente a otros vinos españoles y europeos” de cara a los mercados de los países nórdicos, estadounidense y alemán, donde “toda certificación que mida la sostenibilidad y los valores de respeto por el medio ambiente es un activo importante”.

Un gran paso adelante en la defensa del entorno, que esperamos sea imitado por muchas bodegas en breve.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.