5 tendencias de packaging para niños

CompartirShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on Twitter

Seguro que te has fijado alguna vez en la parte trasera de una caja de cereales: juegos, colores, laberintos… Un packaging ideado y diseñado exclusivamente para los más pequeños, para que su desayuno sea toda una experiencia. Y es que los niños pueden hacer triunfar o fracasar a una marca según el envase de sus productos: el tamaño, el peso, los colores, etc. juegan un papel esencial.

PackagingNiños1

Bill Googwin, fundador de Goodwin Design Group, ha definido lo que serán las 5 tendencias de packaging para niños en 2014. Tecnología, sostenibilidad y diversión serán términos que los diseñadores no podrán descuidar.

1. Packaging 2.0. Los niños han nacido en plena era de innovación tecnológica. Algunos hasta aprenden sus primeras palabras y descubren los colores gracias a una tablet. Viven al día de las últimas versiones tecnológicas, así que esperaran también actualizaciones y nuevo contenido en los envases.

2. Por nosotros para nosotros. Con la revolución de las redes sociales, donde todo el mundo puede dar su opinión, las marcas líderes han entendido que deben escuchar a sus clientes. Escuchar la opinión de los usuarios sobre una gran variedad de preferencias, incluido el packaging, es una acción que debe hacerse también con los niños.

3. Compartir vs. Para mí. Cada vez se comparten más cosas. Los niños comparten con su familia y con sus amigos más que nunca. Sin embargo, las personas esperan productos que se adapten específicamente a cada uno de ellos. Las marcas deben entender y dar respuesta a esta convergencia entre la individualidad y el compartir, deben entender a los consumidores y su empatía: una nueva visión sin precedentes.

4. Sostenibilidad y responsabilidad. Cada vez más, el respeto por el medio ambiente va ganando adeptos. Incluidos los niños: se preocupan por el mundo en el que viven y saben que las cosas tienen que cambiar. Así pues, las marcas deben mirar por el bien común, por el futuro del nuestro planeta. Ofrecer envases respetuosos con la gente y para el medio ambiente.

5. Diversión. Después de todo, no podemos obviar lo que más atrae a los niños: la diversión. Los packaging divertidos, bonitos y atractivos siempre triunfaran por encima de los que no lo sean. El envase debe darle a los niños lo que quieren, cuando, donde y como lo quieren, sin olvidar la seguridad, tanto para ellos como para sus padres.

PackagingNiños2

Los niños son uno de los consumidores más exigentes y sus expectativas serán mucho más difíciles de satisfacer a medida que vayan creciendo. Seguir pues estas pautas facilitará su atracción y su fidelidad por las marcas. ¿Creéis que hay alguna otra tendencia que los diseñadores de packaging de niños deberían tener en cuenta?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.